Observatorio de familia.
Comportamientos sociales: Indicadores demográficos básicos.

En este ?️ Volumen III ?️ nos centramos en una batería de indicadores con la intención de arrojar luz respecto el impacto que han tenido lugar algunos comportamientos sociales de la población española, sobre todo en cuanto a nacimientos, defunciones, suicidios y abortos.

Antonio Jesús Sánchez Fuentes 

Instituto Complutense de Estudios Internacionales (ICEI-UCM) & GEN-Uvigo
Director del Grupo de Investigación “Políticas de Familia de la U. Complutense de Madrid.

VER INFORME AQUÍ

1. En cuanto al número de nacimientos, tras la recuperación de los dos mil hasta la Gran recesión (2008), se consolida la tendencia decreciente que ya significan 200,000 nacimientos menos al año (336,811 nacimientos en 2021, frente a los 519,779 de 2008).

2. Se registra también un mayor peso relativo de los padres y madres extranjeros que viene propiciado no sólo por los nacimientos con padres y madres extranjeros sino por un mayor número de nacimientos con padres de distinta nacionalidad. Asimismo, obtenemos que la pérdida de nacimientos observada se concentra principalmente en aquellos donde ambos padres son de nacionalidad española.

3. La distribución de nacimientos según edad de la madre indica primero, una caída en el número de nacimientos registrados. En segundo lugar, un desplazamiento de la moda de la distribución hacia la derecha (respecto a 2005), lo que nos dice que se está postergando el momento de tener hijos. En los últimos años además se observa un desplazamiento hacia abajo en las franjas de mayor fecundidad (30 a 40 años) indicando que, tras una primera decisión de postergar, podemos encontrar barreras posteriores que conduzca a la renuncia definitiva a tener los hijos deseados inicialmente.

4. La distribución territorial de nacimientos por comunidades autónomas nos indica que sólo cuatro CC.AA. (Andalucía, Cataluña, Comunidad de Madrid y Valencia) representan un 60% del total nacional.

5. En cuanto al crecimiento vegetativo, se observa un deterioro importante del saldo desde 2008, causado, principalmente, por el descenso en nacimientos. Además, esta dinámica se ha visto agudizada por el aumento de defunciones relacionadas con la pandemia sanitaria +74,200 en 2020, +32,000 en 2021).

6. También se observa de forma clara en la distribución mensual de las defunciones el importante impacto en las defunciones de la ola de navidad de 2020. Por otro lado, aún con menor intensidad, se observa un impacto sobre las decisiones de fecundidad que empieza a apreciarse en los meses iniciales del 2021.

7. En concreto, se aprecia un descenso relativo mayor de nacimientos para las madres de más edad (más de 45) que, por la pandemia, pueden no haber materializado su deseo de tener hijos. En muchos casos, quizás, de forma definitiva. Por el lado de las defunciones, las personas de más de 60 años son el colectivo que, sin duda, más ha sufrido, la pandemia.

8. En cuanto al vínculo entre matrimonio y maternidad, se obtiene un incremento del peso de los nacimientos fuera del matrimonio, motivado sobre todo por el comportamiento de las mujeres nacionales (se pasa de un 25% a un 50% desde 2005). Para las mujeres extranjeras, sin embargo, se mantiene estable durante el periodo analizado.

9. Las cifras de abortos indican que, tras un ligero repunte en 2011 y un ligero descenso hasta 2014, se ha mantenido una evolución estable hasta 2018, con cifras anuales en torno a 94,000. Tras el incremento de 2019, en 2020 se registra un descenso de 10,000 abortos.

10. El impacto de la pandemia sanitaria en las causas de muerte del año 2020 es claro ya que, como se registra en los últimos datos publicados, la muerte por COVID identificado ocupa la primera posición para las edades superiores a los 65 años, con pesos en torno al 15%. Además, para edades más tempranas (Adultos y Pivotes), también aparecen en tercer y segundo lugar, respectivamente con pesos relevantes por encima del 5%.

11. Al margen de las defunciones por COVID, la primera causa de muerte varía sustancialmente para las distintas generaciones. Así, para los niños las afecciones originadas en el periodo perinatal representan el 35.01% de las defunciones. En el caso de los jóvenes, los suicidios (16.87%) y los accidentes de tráfico (13.22%) son el principal desencadenante. Para los adultos, los suicidios serían la primera causa de defunción (9.22%). Para pivotes y mayores de 65, la primera causa son los tumores malignos de la tráquea, bronquios y del pulmón (12.41 y 9.72%, respectivamente). Por último, para mayores de 80 años la primera causa -aunque más repartida- sería las enfermedades cerebrovasculares (5.87%).

12. La evolución temporal del número de suicidios registrados en España en el periodo 2005-2020 registra un nivel promedio anual de 3,500-4,000, con variaciones suaves que guardan cierta sincronía (inversa) con el ciclo económico.

13. Según sexo, los resultados nos indican que los hombres están mucho más afectados por los suicidios que las mujeres para todos los tramos de edad, tanto en términos absolutos como en términos relativos.

14. En términos de evolución temporal, observamos una reducción del número de suicidios para los tramos de edad correspondientes a las generaciones de adultos, pivotes y mayores (45 a 75 años), aunque, por desgracia, con la excepción de los de 30 a 39 años.

Observatorio de Familia. Comportamientos sociales: Indicadores demográficos básicos.
Difusión gracias a: